Reconocer quiénes somos y trabajamos, hoy. en el campo educativo y de la formación do- cente requiere construir unas cartografías que amplían miradas, perspectivas, maneras de hacer, de construir lazo social, de producir rupturas en lo "ya dado e inaugurar otros territorios formativos de subjetividades en igualdad.

En la formación docente, la construcción de auto- ridad como "autorización de sí se vuelve un desafío acuciante porque es el tiempo de hacer presentes unas marcas, unas huellas que más tarde serán el sostén del trabajo de enseñar, un modo de hacer- sentir-pensar con otros/as.

Dice en el prólogo Alejandra Birgin: "La autoridad es un vínculo cuya legitimidad es siempre histórica y contingente, relativa a las relaciones de fuerza, a una estructura social y cultural particular y a las tramas institucionales y comunitarias. Frente al reiterado anuncio de una autoridad pedagógica "perdida que algunos celebran y otros miran con nostalgia conser- vadora, estos ensayos eligen eludir la linealidad".

Este texto invita y avanza, entre relatos, imágenes, historias y experiencias educativas o formativas, am- pliando un modo de pensar la autoridad como autori- zación y abre a lo que vendrá, entre políticas y formas del cuidado, singulares y colectivas, desde los afectos, a partir de aquello que aún queda por construir.

LA AUTORIDAD COMO PRÁCTICA. ENCUENTROS Y EXPERIENCIAS EN EDUCACIÓN Y FORMACIÓN DOCENTE - MARÍA BEATRIZ GRECO

$9.400,00
Envío gratis superando los $30.000,00
LA AUTORIDAD COMO PRÁCTICA. ENCUENTROS Y EXPERIENCIAS EN EDUCACIÓN Y FORMACIÓN DOCENTE - MARÍA BEATRIZ GRECO $9.400,00

Reconocer quiénes somos y trabajamos, hoy. en el campo educativo y de la formación do- cente requiere construir unas cartografías que amplían miradas, perspectivas, maneras de hacer, de construir lazo social, de producir rupturas en lo "ya dado e inaugurar otros territorios formativos de subjetividades en igualdad.

En la formación docente, la construcción de auto- ridad como "autorización de sí se vuelve un desafío acuciante porque es el tiempo de hacer presentes unas marcas, unas huellas que más tarde serán el sostén del trabajo de enseñar, un modo de hacer- sentir-pensar con otros/as.

Dice en el prólogo Alejandra Birgin: "La autoridad es un vínculo cuya legitimidad es siempre histórica y contingente, relativa a las relaciones de fuerza, a una estructura social y cultural particular y a las tramas institucionales y comunitarias. Frente al reiterado anuncio de una autoridad pedagógica "perdida que algunos celebran y otros miran con nostalgia conser- vadora, estos ensayos eligen eludir la linealidad".

Este texto invita y avanza, entre relatos, imágenes, historias y experiencias educativas o formativas, am- pliando un modo de pensar la autoridad como autori- zación y abre a lo que vendrá, entre políticas y formas del cuidado, singulares y colectivas, desde los afectos, a partir de aquello que aún queda por construir.