BI-RADS. SISTEMA DE INFORMES Y REGISTRO DE DATOS DE ESTUDIOS POR IMÁGENES DE LA MAMA (PAPEL + e-book)
Precio: $2,950.00
Disponible
Editorial: Journal
ISBN: 9789871981861
Número de Edición:
Año de Edición: 2017
Cantidad de Páginas: 686
Autor: American College of Radiology
Tapa: Dura
-
+

Descripcion

La quinta edición ilustrada del BI-RADS es una ampliación de la cuarta edición de la misma obra. Al igual que la edición anterior, la quinta contiene módulos sobre ecografía y resonancia magnética mamarias, pero con un número considerablemente mayor de casos reales ilustrados en todos los módulos.

Esta nueva edición contiene aproximadamente 600 imágenes. Por otra parte, siempre que fue posible, los autores han puesto todo su empeño en garantizar la coherencia entre los términos y las definiciones del vocabulario relativo a los tres métodos de diagnóstico.

Esta nueva edición también incorpora varios cambios en las definiciones, algunas de las cuales están ampliadas:

  • El módulo sobre ecografía ahora también contiene información nueva o ampliada sobre la anatomía, la calidad de la imagen, la rotulación de las imágenes y la composición del tejido mamario.
  • El módulo sobre RM contiene un capítulo dedicado a los implantes mamarios y describe con claridad las cuestiones problemáticas, como el realce parenquimatoso de fondo y los focos.
  • Ahora es posible separar las categorías de valoración de las recomendaciones. Por ejemplo, los grupos solitarios de calcificaciones puntiformes tienen asociada una probabilidad de cáncer = 2%, por lo que les corresponde la categoría de valoración BI-RADS 3, hallazgo probablemente benigno, tras un estudio completo. Antes, esta valoración debía estar acompañada por la recomendación de efectuar un seguimiento a corto plazo. No obstante, en algunas circunstancias, la categoría de valoración BI-RADS 3 es correcta pero de todas maneras se realiza una biopsia debido a la insistencia del médico solicitante o de la paciente. En estas situaciones, ahora cabe asignar la categoría BI-RADS 3 sin acompañarla de la recomendación de efectuar un seguimiento a corto plazo. Desde luego, en la mayor parte de los casos, resulta apropiado combinar las recomendaciones con las categorías de valoración que se indican en esta edición, pero ahora se ha añadido mayor flexibilidad para separar las categorías de su respectiva recomendación.

Esta quinta edición incorpora un cambio importante respecto de la categoría de valoración BI-RADS 3, que influirá en las estadísticas de auditoría de los estudios de la mama. Se recomienda enfáticamente asignar esta categoría solo después de realizar un estudio completo. Esta modificación obedece a los resultados de algunos estudios recientes que han indicado que el estudio de diagnóstico completo permite detectar de inmediato tanto las lesiones benignas como las malignas en lugar de 6 meses después, en el seguimiento a corto plazo. Si bien antes, a los efectos de la auditoría, se consideraba que la categoría BI-RADS 3 representaba un resultado negativo, ahora, con el fin de garantizar la coherencia y la utilidad de las auditorías como método de control de la calidad y como estrategia didáctica, se considera positivo el resultado de todo estudio de tamizaje al que se asigna la categoría BI-RADS 3 sin realizar el estudio de diagnóstico. Este cambio obedece a que toda categoría de valoración BI-RADS 3 implica la obtención de otras imágenes antes del tamizaje de rutina, que debe efectuarse al cabo de un año. Por el contrario, esta categoría se considera negativa tras un estudio de diagnóstico completo porque no indica la realización de una biopsia. A este respecto, la cuestión más importante es que la aplicación coherente y clara de las categorías de valoración y las recomendaciones ayudará a los médicos solicitantes a entender el destino de sus pacientes a partir del estudio por imágenes de la mama. Conocer el desempeño propio nos permite reconocer las deficiencias, facilita las investigaciones y tiene un valor práctico concreto porque evita consecuencias médico-legales adversas.

En cuanto a los epígrafes, se ha destacado en letra mayúscula la característica que se pretende definir. Como cabe suponer, muchas de las ilustraciones presentan varias características, por ejemplo, nódulo redondeado, circunscrito e hiperdenso. Todos los casos se describen con la terminología incluida en el vocabulario, por lo que muchos de los ejemplos destacan más de una característica. No obstante, los términos que aparecen en letra mayúscula indican la característica que se pretende ilustrar. Hay que recordar que es conveniente basar las recomendacionesen las características más preocupantes, de modo que, por ejemplo, cabe utilizar todos los términos necesarios para describir un grupo de calcificaciones pleomorfas y puntiformes, pero hay que recomendar la realización de una biopsia en virtud de su forma pleomorfa. Esta flexibilidad también es aplicable a la descripción de las características de los nódulos. Por ejemplo, muchos márgenes pueden estar oscurecidos parcialmente por el tejido glandular pero, si al menos el 75% del margen es circunscrito y el resto está oscurecido, cabe considerar que el nódulo tiene margen circunscrito. Por otra parte, el margen nodular parcialmente circunscrito y parcialmente indefinido debe clasificarse en virtud del aspecto más problemático, es decir, del margen indefinido.

La quinta edición del BI-RADS representa la culminación de años de trabajo conjunto de los directores de las subsecciones y su comité, el Colegio Estadounidense de Radiología y, sobre todo, el aporte de los usuarios de cada vocabulario. Esta edición fue concebida pensando en la práctica cotidiana y debe facilitar la elaboración de informes de estudios por imágenes de la mama que sean de utilidad y no contengan ambigüedades, lo que nos permitirá mejorar la práctica diaria y comparar el desempeño propio con el de otros centros de diagnóstico mamario de todo el mundo.

Escribir Opinión

Nota: No se permite HTML!
Malo Bueno